Usemos un pañuelo a la hora de supervivencia

¿Quién pensaría que algo tan común como un pañuelo tendría tanta utilidad? Por los últimos meses he utilizado uno como accesorio de vestir, secarme el sudor de la frente y limpiar algún lugar sucio de la sala de mi casa.


Si no has pensado otros usos aparte de los que he mencionado, entonces te recomiendo leer las siguientes formas de sacarle partido. Deberías considerar incluirlo en tu estilo de vestir o al menos tenerlo en tu kit de supervivencia.

1. Máscara anti-tierra. Coloca el pañuelo alrededor de tu rostro como si fueras un bandido, así la suciedad se mantendrá fuera de la nariz y boca.



2. Señal de emergencia. Imagina que te encuentras en un lugar abierto y necesitas ayuda de inmediato, una señal visual es una buena opción cuando hay mucho ruido alrededor.

3. Protección solar. Creo que es un uso que todos le hemos dado, puesto que la mayoría lo compra para eso. Ponernos el pañuelo en la nuca nos ayuda a protegernos de los rayos solares y secarnos del sudor.

4. Tratar heridas. Si no disponemos de un vendaje, este sería un ejemplo perfecto de improvisación.

5. Como guantes. Hay muchas cosas que no querrás agarrar con tus manos sin antes saber si es dañino o no, por eso un pañuelo puede servir como protección entre tus manos y la superficie.

Existen cientos de usos para un simple pañuelo, seguro encontrarás otras maneras eficientes de utilizarlo. Sólo imagina las posibilidades ante una situación de la cual requiera improvisación y estarás aumentando las probabilidades de sobrevivir.



Ver más artículos: Técnicas de supervivencia